El mar es un lugar maravilloso para relajarse. Sin embargo, cuando estás en tu periodo, puede ser un poco más complicado disfrutar de la playa cuando tienes la menstruación. Afortunadamente, existen algunos consejos que te pueden ayudar a sentirte más cómoda.

¿Se puede ir a la playa con la menstruación?

No hay restricciones médicas para visitar la playa durante los días del periodo menstrual. La elección de hacerlo o no depende principalmente de las preferencias individuales de cada persona.

Sin embargo, esta decisión también puede estar influenciada por los síntomas que se experimenten durante esos días. Si se presentan cólicos, dolores de cabeza o malestar, puede ser prudente esperar hasta que estos síntomas mejoren. El sol y el ambiente de la playa podrían agravar estas molestias.

En caso de optar por ir a la playa durante el periodo, es recomendable realizar algunos ajustes en la forma de afrontar estos días. Puede ser necesario cambiar el método de protección menstrual utilizado y planificar el acceso a ciertos elementos para garantizar una mayor comodidad en ese entorno.

Además, es importante llevar un control del flujo menstrual para realizar los cambios necesarios en el momento adecuado y prevenir posibles derrames. Esta medida contribuye a mantener la tranquilidad y prevenir accidentes durante la estancia en la playa.

¿Qué pasa si me mancho y estoy en la piscina o playa?

disfrutar la playa cuando tienes la menstruación

Si te manchas no te preocupes, puedes seguir estos pasos:

  • Sal de la piscina o el agua inmediatamente: Si te das cuenta de que has manchado mientras estás en el agua, sal de la piscina o la playa lo más rápido posible para evitar que la mancha se extienda. Si estás en la piscina, trata de salir por el lado menos transitado para que sea menos probable que otros noten la mancha.
  • Usa una toalla: Si tienes una toalla cerca, úsala para cubrir la mancha mientras te diriges al baño o a un lugar más privado. Si no tienes una toalla, puedes envolver un pareo o una camiseta alrededor de tu cintura para cubrir la mancha.
  • Cambia tu protección: Una vez que estés en un lugar más privado, cambia tu protección si es necesario. Si estás usando una toalla sanitaria, asegúrate de tener una de repuesto en tu bolsa de playa o mochila.
  • Usa productos de limpieza: Si la mancha ha penetrado en tu traje de baño o ropa, puedes tratar de quitarla usando productos de limpieza para la ropa. Si no tienes ningún producto de limpieza a mano, trata de enjuagar la prenda con agua fría lo antes posible para evitar que la mancha se asiente.

Si bien puede ser embarazoso manchar en público, recuerda que es algo natural y que puede suceder a cualquiera. Intenta mantener la calma y no te preocupes por lo que piensen los demás. 

En última instancia, lo más importante es que te sientas cómoda y segura mientras disfrutas de tu tiempo en la piscina o la playa. Por ello, te dejamos estos consejos para que puedas hacerlo sin ningún tipo de problemas.

Consejos para disfrutar la playa cuando tienes la menstruación

disfrutar la playa cuando tienes la menstruación

Usa protección adecuada

Una opción comúnmente utilizada son los tampones, aunque también existen otros productos sanitarios como las pantys o panties menstruales en todas sus formas y tamaños, tampones, copas menstruales o toallas higiénicas específicas para el agua. 

Es importante cambiar la protección con frecuencia de acuerdo con las indicaciones del producto para mantener una buena higiene y prevenir infecciones. Además, es recomendable ducharse después de salir del agua y lavarse las manos antes y después de manipular la protección sanitaria utilizada.

Considera el clima

El clima puede afectar cómo te sientes durante el periodo. Si hace mucho calor, puede que te sientas más incómoda. Si hace frío, puede que te sientas más tensa. Considera el clima y lleva ropa adecuada para estar cómoda.

Mantén la higiene

Es importante mantener una buena higiene durante el periodo, especialmente cuando estás en la playa. Lleva contigo toallitas húmedas, pañuelos de papel y un desinfectante para manos. Si es posible, trata de ir a un baño para cambiar tu protección y lavarte las manos con agua y jabón. No olvides hacer estos hábitos cuando estás en tus días.

Elige un traje de baño cómodo

Un traje de baño que te haga sentir cómoda es esencial. Si prefieres usar un bikini, asegúrate de que no sea demasiado ajustado y que tenga suficiente cobertura. Si prefieres un traje de baño de una sola pieza, asegúrate de que sea cómodo y te permita moverte con facilidad.

Evita actividades extenuantes

Durante el periodo, es posible que te sientas más cansada de lo normal. Trata de evitar actividades extenuantes en la playa, como correr, nadar largas distancias o jugar deportes intensos. En su lugar, camina, haz yoga o simplemente relájate en la playa.

Lleva alimentos y bebidas saludables

Es importante que te mantengas hidratada durante el periodo. Lleva contigo suficiente agua y también alimentos saludables, como frutas y verduras frescas, que te ayuden a sentirte bien. Debes conocer muy bien lo que debes comer y no cuando tengas la regla.

Busca sombra

Si el sol es demasiado intenso, trata de buscar sombra. Esto te ayudará a mantenerte fresca y evitar la sudoración excesiva.

Usa protección solar

disfrutar la playa cuando tienes la menstruación

La protección solar es esencial cuando estás en la playa, especialmente si estás en tu periodo. Usa un protector solar de amplio espectro con un factor de protección solar (SPF) de al menos 30.

Descansa cuando lo necesites

Finalmente, es importante descansar cuando lo necesites. Si te sientes cansada o abrumada, busca un lugar tranquilo en la playa para descansar y relajarte.

Tener el periodo menstrual no tiene que impedir que disfrutes de la playa. Con un poco de preparación y algunos consejos simples, puedes sentirte cómoda y disfrutar plenamente de la experiencia. Recuerda siempre que la seguridad te hará tener una excelente experiencia con tus seres queridos.

    No te olvides...

    Prepara suficientes suministros

    Coloca algunas panties menstruales de repuesto en una pequeña bolsa y guárdalos en tu bolso de playa para asegurarte de tener suficientes.

    También podría ocurrir que decidas quedarte en la playa por más tiempo de lo planeado y superar el límite seguro de 8 horas para usar la pantie menstrual, toalla sanitaria para el agua o tampón.

    Tener suministros a mano te brindará tranquilidad para disfrutar y relajarte. Llevar tus productos adicionales podría ser de ayuda para una amiga que tenga su período de forma inesperada o que haya olvidado traer los suyos.

    Elige un traje de baño de tonos oscuros 

    Durante estos días, es recomendable evitar los trajes de baño blancos, ya que existe una pequeña posibilidad de mancharlos.

    Dado que no estarás utilizando protección diaria para prevenir filtraciones, opta por un traje de baño en colores oscuros como el negro o el azul para disimular cualquier imprevisto.

    Si tienes preocupaciones adicionales sobre manchas, considera llevar unos shorts o un pareo bonito sobre la parte inferior del traje de baño para contar con una capa extra de protección.

    Lleva analgésicos para aliviar los dolores menstruales

    ¿Qué puede ser peor que tener dolor menstrual? Experimentarlo en la playa. Asegúrate de empacar analgésicos de venta libre, como ibuprofeno (Advil o Motrin) o naproxeno (Aleve), y sigue las indicaciones del envase. Además, lleva contigo agua y bocadillos para comer antes de tomarlos.

    También considera llevar agua tibia o caliente en un termo con un poco de limón. Esto puede mejorar la circulación y ayudar a relajar los músculos, lo que aliviará los dolores.

    Si estás planeando unas vacaciones en la playa y sabes que tu período coincidirá con ese tiempo, y utilizas anticonceptivos hormonales, puedes considerar la opción de omitir o retrasar tu período. Si bien no hay problema en hacerlo ocasionalmente y no afectará la eficacia del anticonceptivo, es recomendable que consultes con un médico antes de tomar esa decisión.

    Estos artículos también podrían interesarte:

    Preguntas frecuentes

    ¿El flujo menstrual se detiene al estar bajo el agua?

    No, el flujo menstrual no se detiene por completo al estar bajo el agua. Aunque es cierto que el agua puede ejercer cierta presión en la zona vaginal y reducir temporalmente el flujo, no impide que la menstruación continúe. El agua puede diluir la sangre menstrual y hacer que no sea tan perceptible, pero aún así, es posible que haya algún grado de flujo. Por esta razón, muchas mujeres optan por usar productos menstruales adecuados, como tampones o copas menstruales, cuando planean nadar durante su periodo, para evitar cualquier incomodidad o preocupación.

    ¿Nadar resulta una manera efectiva de aliviar los cólicos menstruales y reducir el estrés durante esos días?

    Nadar resulta una manera efectiva de aliviar los cólicos menstruales y reducir el estrés durante esos días. La actividad acuática promueve la liberación de endorfinas, que actúan como moderadoras del dolor, y ayuda a inhibir las prostaglandinas, que son responsables de los cólicos y la inflamación.

    Sé la protagonista de tu menstruación: con nuestros pantis para el periodo, todo es posible

    calzones para el periodo

    Haz clic y descubre más.

    Dejar un comentario

    Reseña de las chicas Luna Roja
    Reseña de las chicas Luna Roja
    Están chéveres, la verdad me gustaron bastante. Y son muy bonitos. Quiero comprar otro modelo a ver como me va.
    — Claudia Mora
    Reseña de las chicas Luna Roja
    Me encanto. Es super cómodo, me encanto el material, supero las expectativas que tenía, sentía un poco de temor de usarlo y tener accidentes, sin embargo me fue super bien!
    — Vanessa Valencia
    Reseña de las chicas Luna Roja
    es muy suave y cómodo. No sé pasa ni un poquito
    — Angie Alvarez